¿Quién no la recuerda? ¡Es imposible olvidarlos! Y es imposible, porque si eres testigo vivo del arte, está tatuado en tu piel, en tu corazón,...